Inversión

Inmobiliarias retomaron la actividad, las constructoras vuelven a partir del miércoles

By mayo 15, 2020 No Comments

En suspenso. La construcción privada comenzará con las obras de infraestructura; la actividad en lugares cerrados por ahora seguirá en suspenso.

Dycsa
  • Los corredores pueden atender al público tres veces a la semana sólo con turno.
  • Los martilleros todavía no pueden largar con los remates.
  • Habilitarían entre 8 y 10 obras privadas de infraestructura por semana.

El mercado inmobiliario y la actividad de la construcción arrancan esta semana con una modalidad restringida, para reducir el movimiento de personas y así el avance del virus Covid-19.

A partir de las disposiciones anunciadas ayer por el Centro de Operaciones de Emergencia (COE), las inmobiliarias comenzaron desde hoy lunes con un esquema de trabajo “puertas adentro” de lunes a viernes de 14 a 20, pero a lo largo de la tarde se extendió hasta el sábado con apertura a partir de las 8.

Según el protocolo aprobado, en las oficinas debe haber una persona cada 20 metros cuadrados y sólo podrán atender al público los días lunes, miércoles y viernes con turnos previos, rotación de personal, distancia de dos metros y medidas de protección.

Por ahora, el sector no tiene permitido mostrar casas en forma presencial y tampoco pueden tomar unidades nuevas para la venta, ya que no están autorizados a ir a la vivienda para hacer una tasación.

Otro cambio importante fue permitir las mudanzas los fines de semana hasta las 20, ya que permite cerrar operaciones que estaban pendientes de realizarse.

Agustín Tea Funes, presidente de la Cámara de Corredores Inmobiliarios de Córdoba (Cacic), dijo que con esta mecánica, a partir de la semana que viene el sector trabajará a un ritmo del 30 al 40 por ciento del habitual.

“Después de 50 días sin poder ir a la oficina es importante la habilitación, ya que permite cerrar operaciones pendientes, como alquileres o mudanzas a inmuebles reservados”, señaló.

Para el corredor, la profunda recesión y incertidumbre económica hará que los precios en dólares de los inmuebles, que previo a la pandemia estaban 10 a 15 por ciento por debajo de épocas más normales, pasen a caídas superiores al 25 por ciento.

En torno a la actividad, Miriam Pagani, vicepresidenta segunda del Colegio de Martilleros Corredores Públicos de la Provincia de Córdoba, trazó un panorama similar y advirtió las oficinas serán atendidas por los propios profesionales matriculados, ya que el protocolo obliga a tener no más de una persona cada 20 metros cuadrados. Además, recordó que las subastas y remates seguirán suspendidas ya que no fueron habilitadas todavía por el Tribunal Superior de Justicia (TSJ).

“Se siguen haciendo subastas online, pero la mayoría de los martilleros prefieren los remates en forma presencial”, indicó.

Conocé quienes somos y en qué creemos

Construcción

Por otro lado, la delegación Córdoba de la Cámara Argentina de la Construcción presentó hoy lunes al COE su propuesta de reactivar obras de infraestructura, a partir de un protocolo elaborado junto con la Uocra y el Ministerio de Trabajo provincial.

Por ahora el criterio a nivel provincial es activar la construcción de obras al aire libre y sin moradores permanentes en el lugar, para evitar la permanencia de trabajadores en ámbitos cerrados.

Según relevó la entidad, hay más de 100 obras privadas de infraestructura (apertura de calles, extensión de redes de energía, etc.) que estaban en desarrollo cuando empezó la cuarentena y que pueden reactivarse. El próximo miércoles deberá presentar algunos detalles técnicos, entre ellos el movimiento de gente que implican.

“Seguramente, aprobarán entre 8 a 10 obras por semana a partir del miércoles próximo. La única condición es que no pueden ser empresas que hayan sido multadas por incumplimientos a los programas de higiene y seguridad”, informó Luis Lumello, presidente de la entidad.

Mientras tanto, la Cámara Empresarial de Desarrollistas Urbanos de Córdoba (Ceduc), presentó el viernes pasado al COE un protocolo de seguridad higiene tanto para el personal de sus empresas como para las contratistas que realizan las obras.

Según su titular, Pablo Balián, el protocolo ordena el movimiento de los trabajadores en la obra y en horario de comida, para reducir el contacto entre los grupos de trabajo; también establece la obligación de instalar baños y cambiadores, como además la posibilidad de trabajar no solamente de lunes a viernes.

Hasta hoy lunes, la entidad no recibió una contestación del COE, aunque espera en los próximos días avanzar con el protocolo para el sector, al cual tendrán que adherir las desarrollistas.

¿Tenés alguna consulta?